Claves para saber si eres compatible con tu pareja

En el mundo de las relaciones casi siempre están actuando varias lógicas. Por un lado, está aquella que tiene que ver con la atracción personal y que nos pone incentivos a corto plazo para seguir al lado de una persona. Esto es en sí algo que en ocasiones puede ser confuso, porque no resulta sencillo analizar las propias emociones.

Está claro que cada relación de pareja es un mundo, y no existe una vara de medir universal que nos permita conocer la “calidad” de un vínculo amoroso.

Por el otro, está la lógica de las posibilidades materiales, que es todo aquello que hay que hacer para permitir la convivencia de manera continuada: ganar
un salario, tener tiempo para la pareja…

Sin embargo, por lo general resulta de utilidad fijarse en una serie de criterios o de facetas de una relación para, viendo la gravedad de sus problemas, determinar si hay incompatibilidades.

  1. ¿Hay respeto mutuo de manera sostenida?
  2. ¿Se dispone de tiempo para estar juntos?
  3. ¿Todo se basa en la atracción física?
  4. ¿Hay asimetría en la comunicación?
  5. ¿Hay expectativas realistas sobre la compatibilidad?

Cumplir con los requisitos que hemos visto no garantiza que una relación funcione, pero da una muestra bastante realista acerca de las posibilidades que tiene de prosperar. Tenerlos en cuenta regularmente para ver si todo sigue bien es bueno, aunque hay que aspirar a hacer del vínculo amoroso algo más que un conjunto de características objetivas deseables.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *